Cambiando tu hogar, cambias tu vida

El feng shui estudia la conexión que existe entre el ser humano y las energías que lo rodean, en base a tres principios básicos: todo está vivo, todo está relacionado y todo cambia. Equilibrando las tres energías (cielo, tierra y hombre) podemos actura sobre ellas y atraemos más fácilmente Prosperidad, Salud y el Bienestar. Estos flujos de energía natural eran bien conocidos por las clases altas de las antiguas civilizaciones, que los utilizaban creando efectos beneficiosos en sus vidas. Su transmisión era un secreto celosamente guardado que pasaba de maestro a discípulo, reservado a los poderosos y sus consejeros, sin que quedara constancia por escrito. Las personas estamos muy influenciadas por el entorno en el que vivimos, actuamos sobre nuestro entorno y nuestro entorno actua sobre nosotros. Tu hogar es una representación de lo que esta pasando dentro de ti. A veces , no interpretamos bien la información, la energía de nuestra casa está confundida, lo que nos impide tener claridad acerca de lo que está pasando con nuestra vida. Te damos algunas pistas:

• Todo lo no terminado en casa representa algo no terminado en tu vida, en tu interior, y es una constante merma de tu energía. Disminuye tu disfrute de la vida.
• La energía estancada, está sucia y pegajosa, actúa como un imán, atrayendo el desorden. Te mantiene en el pasado, te paraliza tu avance en la vida.
• El desorden en tu casa te agota, te absorbe la energía, provocando cansancio y aletargamiento. Te distrae de las cosas importantes.
• Este desorden está reflejando tu desorden interior y el de tus pensamientos. Te confunde. No piensas con claridad. Te deja inactivo, te deprime
• El desorden se proyecta en tu vida exterior, y puedes percibirlo en tu nevera, tu armario, tu cuerpo, tu peso, tu economía, tus relaciones. Y dentro de éstas, en tu pareja, o tu ausencia de pareja, con los hijos, con los amigos, compañeros de trabajo, vecinos, etc.

Armonizando el flujo de energía de tu entorno estás eliminando los obstáculos que impiden que tu vida avance, abres tu casa a nuevas oportunidades y creas un espacio en tu vida para unas relaciones más beneficiosas.

Aplicando el Feng Shui proyectas tu pensamiento hacia el futuro, consigues fuerzas, te potencia y creas nuevas y auspiciosas oportunidades; aprenderás a mejorar tu vida y a adueñarte de tu destino. Sabrás como transformar tu casa en un lugar de descanso reparador, tendrás ganas de llegar a casa, te sentirás a gusto en ella, te llenarás de energía para seguir con tu actividad diaria, pleno de vitalidad optimismo y salud.
Todos tenemos la capacidad de sentir y percibir la energía, y a actuar sobre ella transformándola es algo que se aprende, en mayor o menor medida, depende del tiempo que le dediques. Si trabajar con el Feng Shui es tan beneficioso, por qué no lo hacemos. Pues no lo hacemos por miedo, por el miedo al cambio, EL MIEDO AL BIENESTAR. El miedo nos retiene, y no hace quedarnos en una posición cómoda y segura, que aunque mala para nosotros la conocemos. Pero nuestro cerebro no busca el estar mejor, el mejorar supone un esfuerzo, implica levantarse y trabajar, y para ello necesitamos la ayuda de un experto en ese nuevo terreno para nosotros, que nos guíe y nos dé fuerzas. Pero esto es ya para otro artículo. Sólo decirte que con la ayuda de Centro Feng Shui TU VIDA PUEDE CAMBIAR A MEJOR, pero sólo si tú quieres.

INFO:
Tel: 952 432 665
www.centrofengshui.es

Facebook Twitter Linkedin Digg Delicious Reddit Stumbleupon Tumblr Email

Este artículo está disponible en: Inglés

This entry was posted in Mente Abierta and tagged , . Bookmark the permalink.

Los comentarios están cerrados.