Green organics: Ama tu Corazón. Ama tu Cuerpo.

Todos hemos escuchado historias de alguien en apariencia muy sano que de repente sufre un ataque al corazón mientras corría o entrenaba. La verdad es que, aunque alguien parezca en forma y sano, los temas cardiovasculares pueden tardar años en desarrollarse, antes de la devastadora consecuencia final. El problema central de la “enfermedad coronaria” no proviene del corazón en si sino de la falta de riego sanguíneo al corazón. También es el caso con el derrame que viene de insuficiente riego sanguíneo al tejido cerebral.

El problema de circulación más común es un espesamiento y endurecimiento gradual de las paredes arteriales y las consecuencias son graves porque la sangre lleva el oxígeno y los nutrientes a cada célula del cuerpo. Hay muchas formas de mejorar la circulación e incrementar el oxígeno del cuerpo, una es comer un 60 a 70% de dieta alcalina con mínimo un 30% de eso de verduras crudas de hoja verde ya que la comida verde contiene clorofila y por tanto oxígeno natural. No obstante investigaciones cardiovasculares recientes revelan nueva evidencia de una ‘cura mágica’ para mejorar el riego sanguíneo sin importar la dieta. Los científicos empezaron a relacionar un aminoácido llamado Larginina, el Óxido Nítrico y la salud arterial y coronaria. Aunque al principio se creyó que era dañino, más investigaciones revelaron que el Óxido Nítrico (ON) es vital; en 1992 se nombró el “ON” como molécula del año y los investigadores americanos que identificaron su “rol milagroso” recibieron el Premio Nobel de la Medicina en 1998.

El Óxido Nítrico no es ni un mineral ni una vitamina sino un gas que se produce cuando un grupo de enzimas descompone el aminoácido Arginina. El ON está relacionado con la comunicación intracelular, es una molécula indicadora clave en la salud y actúa en muchos tejidos para regular una gama diversa de procesos fisiológicos y celulares. Una deficiencia de ON se asocia con la enfermedad cardiovascular e inflamatoria, con la disfunción eréctil masculina, la fatiga extrema y la debilidad física entre otras. Para que las células produzcan ON, es vital suplementar con comida rica en larginina, como el fruto seco, aunque al envejecer la producción de ON declina y casi se para cuando tenemos más de 50 años. Los expertos recomiendan tomar Larginina cada día y los síntomas de deficiencia son la mala curación de heridas, la pérdida de pelo, los sarpullidos, el estreñimiento y un hígado graso. Los suplementos de Larginina y ON son potentes antioxidantes que protegen de la enfermedad coronaria, los derrames, el cáncer y la diabetes y ralentizan el envejecimiento. Mantienen las arterias relajadas y flexibles para una tensión normal, ayudan a tener memoria, mejoran la comunicación de las células mensajeras entre nervios y cerebro, mejoran la función inmunológica y mucho más.

INFORMACIÓN:
www.greenorganicsinternational.com/supervital

Facebook Twitter Linkedin Digg Delicious Reddit Stumbleupon Tumblr Email

Este artículo está disponible en: Inglés

This entry was posted in Vida Sana and tagged , . Bookmark the permalink.

Los comentarios están cerrados.